domingo, 12 de octubre de 2008

MI CALLE EN OBRAS






Asi ha quedado mi calle despues de dos dias de taladradoras. Un suplicio, la casa llena de polvo y un ruido ensordecedor desde las 9 de la mañana hasta las 6 de la tarde. Y no veas la gracia que le hace a uno cuando llegas de trabajar toda la noche y no puedes pegar ojo. Y ni que decir cuando vas a tu casa cargado con las bolsas de la compra. En fin, a ver si acaba pronto.

4 comentarios:

Padme dijo...

Pues no tiene pinta eso de que vayan a acabar pronto, ¿eh? No es por desanimar, vamos, pero eso no es que estén en obras, es que la han derruido totalmente. Bueno, suerte.

Besetes.

leticia dijo...

¡Qué destrozo!! Mi madre!! De veras deseo que la suerte te acompañe, porque se pueden demorar un poquito en arreglar ese lío. Un beso, y a no desfallecer.

Outsider dijo...

Porque es tarde... sino salía a la calle por aquello de las casualidades... que menuda gracia que me ha hecho al ir a llevar a las niñas al cole.

Anónimo dijo...

Ostras, pues por las fotos parece que durarán bastante tiempo. Tómatelo con calma. Un abrazo.